Universidad Autónoma de Entre Ríos

La Universidad Autónoma de Entre Ríos es una universidad Argentina en régimen provincial; fundada por la ley provincial Nº 9250 del 8 de junio de 2000 en el mandato del gobernador Sergio Montiel. Absorbió varias instituciones destinadas a la enseñanza superior no universitaria, reformulando sus planes de carrera para adaptarlos a la normativa de la CoNEAU. Aunque la reconversión de muchas de ellas está aún en proceso, hoy la UADER cuenta con cuatro facultades en activo (Humanidades, Artes y Ciencias Sociales; Ciencias de la Gestión; Ciencia y Tecnología; Ciencias de la Vida y la Salud), en las que imparte varias carreras. Las mismas están descentralizadas, encontrándose distribuidas en las cuatro sedes: ParanáConcepción del Uruguay,Concordia, y Gualeguaychú. Pertenecen a la universidad escuelas situadas en Oro VerdeLa Picada, Paraná y Concepción del Uruguay.

La creación de la Universidad Autónoma de Entre Ríos (UADER) en el año 2000, surgió como respuesta a los desafíos que interpelan la vida social, económica, política y cultural de la comunidad entrerriana. La necesidad de encontrar nuevos horizontes para diversas problemáticas, movilizó la voluntad del Estado Provincial y los Estados Municipales, y de algunas organizaciones de la sociedad civil vinculadas a la producción y la educación, a construir y proyectar un espacio institucional con sustento democrático para implementar nuevas políticas educativas.

Mediante la Ley de Creación de la UADER Nº9250 –sancionada el 8 de junio de 2000– se dispuso la transferencia de más de veinte Institutos Superiores, Institutos de Enseñanza Superior, Escuelas de Nivel Medio y Superior, Escuelas Superiores, Colegios Superiores y otras instituciones, para conformar la Estructura Académica de la naciente Universidad, inicialmente con 5 Facultades y que desde 2004 comprende 4:

– Humanidades, Artes y Ciencias Sociales
– Ciencia y Tecnología
– Ciencias de la Gestión
– Ciencias de la Vida y la Salud

La transferencia incluyó la planta docente y administrativa, como así también los recursos presupuestarios, dando por resultado una composición heterogénea de la naciente Universidad, con identidades propias reconocidas y diferenciadas, lo cual conllevó apoyos y resistencias frente a ese nuevo escenario de disputa de intereses académicos en el territorio provincial.

En 2001, el Poder Ejecutivo Nacional otorgó reconocimiento nacional a la UADER, sujeto al cumplimiento de un Plan de Reconversión Institucional y Académica, el cual se dio por finalizado en 2008 y constituyó el afianzamiento como casa de altos estudios de carácter público. También en 2001 se aprobó el Estatuto Académico Provisorio, a partir del cual se ha consolidado una estructura propia para el funcionamiento general.

A partir de 2002, se constituyeron órganos consultivos para avanzar en el proceso de normalización (Consejos Consultivos en las Facultades y Consejo Superior Provisorio), con límites en sus competencias pero con el espíritu de legalizar su funcionamiento y dar cabida a un debate amplio y propio del hacer democrático en el ámbito universitario. Esta etapa de la Universidad estuvo marcada por dificultades propias del contexto de crisis social y económica tanto provincial como nacional.

Hasta 2007 se puso énfasis en lograr la validez nacional de los títulos, afianzar el dictado de las carreras, continuar con la reconversión docente y generar otras propuestas en consonancia con las demandas sociales. Además, la investigación pudo iniciarse de manera sistemática a partir de aprobarse las reglamentaciones pertinentes. Y puntualmente a mediados de 2007, se atravesó un período crítico en torno a la implementación de una normativa para concursos ordinarios de profesores, llevando a algunos sectores de la comunidad universitaria a tomar la sede del Rectorado en señal de protesta. Ese conflicto pudo ser superado con la intervención de la Secretaría de Políticas Universitarias de la Nación.

A partir de 2008, con el inicio de una nueva gestión, se hizo hincapié en la voluntad política de avanzar en la concreción de los llamados a concursos ordinarios, para dejar de lado definitivamente el grado de conflictividad vivido y procurar nuevos logros en pos de la normalización institucional. En ese sentido, se sumaron metas vinculadas a consolidar la identidad de la Universidad, garantizando con responsabilidad la calidad de la educación y revalorizando la formación docente; e integrándose plenamente al sistema universitario argentino a partir de la activa participación de los claustros en convocatorias, proyectos, redes y otros ámbitos nacionales.

En suma, con el objetivo fundante de fortalecer los espacios de enseñanza y aprendizaje, respetando las trayectorias de los institutos transferidos, la Universidad Autónoma ha logrado posicionarse territorialmente como una oportunidad de acceso a la educación superior de los jóvenes entrerrianos, sobre todo de aquellos que no se encuentran en los centros urbanos más importantes, e incluso en sectores de la sociedad que históricamente no accedían a la formación universitaria. Asimismo, ha permitido y permite que otros actores sociales y productivos promuevan junto a la Universidad proyectos de capacitación y extensión, carreras específicas o investigaciones estrechamente vinculadas a los intereses locales.

Durante 2012, en un nuevo escenario de conflicto que se manifestó con otra toma del Rectorado y distintas expresiones de protesta por parte de sectores estudiantiles y docentes, empero se avanzó con el acompañamiento del Gobierno Provincial en un cronograma electoral que permitiera culminar el proceso de normalización. Para ello, fue fundamental sustanciar los concursos ordinarios pendientes e iniciar el proceso de autoevaluación institucional, además de sostener las principales acciones académicas, de investigación y extensión.

De esa manera, el 21 de diciembre de 2012 se llevó a cabo la primer Asamblea Universitaria, cuyo motivo fue la elección del Rector y Vicerrector mediante el voto de los Decanos y de los representantes de los claustros, quienes previamente habían sido elegidos.

En el año 2017, La Universidad Autónoma de Entre Ríos dicta 5 carreras universitarias. Entre sus carreras universitarias, puedes estudiar alguna de sus 5 licenciaturas.
La Universidad Autónoma de Entre Ríos actualmente no dicta carreras a distancia, licenciaturas a distancia, ingenierías a distancia ni posgrados a distancia.

Carreras Universitarias


Licenciaturas


Obtén Información al Instante Sobre Precios y Fecha de Inicio

Al solicitar informes autorizo a universidades.com.ar, a sus dependientes, subcontratados o asociados a contactarme para asesorarme en relación a propuestas educativas relacionadas con cualquiera de las alternativas existentes en el territorio argentino.

Ubicación de La Universidad Autónoma de Entre Ríos